Inicio » Uncategorized » MVBF

MVBF

Nos conocimos al poco de empezar a salir con mi marido. Él era el primo de uno de sus amigos (así como resobrino en tercer grado del por entonces mi novio). Se dejaba caer por el pueblo junto a su padre todos los meses de agosto, casi desde que tenía uso de razón, y pasaba el verano aquí en compañía de sus numerosos primos.

Congeniamos desde el principio, lo que convirtió la llegada de la feria de agosto en la espera de la  visita de Carlos, porque la feria sin él no era feria, como pudimos comprobar un año en el que el trabajo le impidió venir. ¿Quién me iba a sacar los muñecos de peluche de la máquina de las grúas? ¿Con quién me iba a eternizar mirando los puestos de pendientes y bolsos? (porque con mi novio seguro que no iba a ser, que no soportaba ni soporta ir de compras….) ¿Con quién íbamos a compartir la cerveza y el plato de forro? ¿O el pollo asado?

Seguimos manteniendo el contacto año tras año, con alguna reunión inesperada ya que yo estudiaba en Valencia, donde él residía. Me casé con su retío en cuarto grado, de lo que él fue testigo, así como los numerosos langostinos que pasaron por su gaznate el día de mi boda, de cuyo hecho guardamos fehaciente prueba en forma de foto.

Llegaron mis hijos, a los que sé que él quiere como si fuesen sus sobrinos (aunque siguiendo con la intrincada genealogía, realmente son primos en cuarto grado), un amor que es correspondido por ellos, a veces incluso con demasiada efusión, dado lo cansinos que éstos tienden a ser.

Prueba concluyente de ese amor fue el tragarse enterito un concierto de los McFly, incluyendo sus buenas 6 horas en la cola con Consuelo y conmigo, para que la nena disfrutase de su grupo favorito en aquel entonces. Eso sí, se negó a acompañarnos en la pista, quedóse relegado en las gradas para no enfrentarse a la horda de  adolescentes hormonadas que gritaba entusiasmada.

Es capaz de pasar horas con el pequeño hablando de fútbol y de cromos, de irse de casa ya de madrugada  instalándole al mediano la última versión del Call of Duty, o de los Sims, o del Fifa, que para eso es informático y se curra todos los caprichos que mis hijos le piden.

Ha aguantado con estoicismo la invasión de su casa por los cinco miembros de la familia desquiciada (úsease, nosotros) cuando hemos ido a pasar un fin de semana en Valencia, recibiéndonos con los brazos abiertos en todas las ocasiones, y aunque sé que no lo confesará en la vida, estoy segura que cuando nos vamos piensa eso de “tanta paz llevéis como descanso dejáis”, porque una invasión de cinco, si además eso incluye a mis hijos, es mucha invasión para un piso de 90 metros, pero que para nosotros siempre ha sido como el Hilton.

Tiene más botas que yo. Y eso es decir mucho. Si se atreve que ponga en algún comentario cuántas son, pero cuando pasamos algún fin de semana con él, yo le veo al menos 6 pares distintos en el transcurso de esos dos días. Me corroe la envidia.

Dicen de mí que cuando veo a Carlos o hablo de él se me ilumina la mirada, y es cierto. No hay mejor sorpresa que estar en la rebotica y oir que alguien entra a la farmacia pidiendo preservativos de sabor a paella.

Carlos es feria, es Fallas, es olor a pólvora, es paellas en la Malvarrosa, es paseos por la noche en el barrio del Carmen, es verano, es Coca Cola, es pipas, es ron Negrita, es polos amarillos de Lacoste, es botas infinitas, es series frikis (como Galáctica, arggggg), es pan de gambas, es forro, es langostinos, es álbumes de cromos, es música ochentera.

En fin, es en definitiva, MVBF (My Very Best Friend) que diría Paris Hilton. Hoy es su cumpleaños y éste es mi pequeño regalo.

P.D. Ana, si me estás leyendo, te doy un consejo: no lo dejes escapar, tienes a tu lado a un buen hombre.

(Y tú, valenciano, sécate esos lagrimones que seguro se te están cayendo, ¡que no es para tanto!)

Anuncios

54 pensamientos en “MVBF

  1. Hubiera querido ser el primero en comentar este regalo en forma de post pero se me han adelantado. Díria muchísimas cosas pero todas se pueden resumir en un GRACIAS. Gracias por tus hijos, gracias por tu casa, por tu campo, por tu marido, gracias por tus gritos, por tus enfados, por tus confidencias, por aguantar las mías, por tus risas, por tus llantos…. gracias por ser mi mejor amiga; gracias por existir. Parafraseando a alguien “si no hubiese existido Mª José habría que haberla inventado”. Y a tus numerosos lectores/seguidores decirles que sigan leyéndola, “que esta mujer vale mucho y merece muy y mucho la pena”. Uds. la descubrieron hace relativamente poco; yo la descubrí como ella misma ha contado, hace ya muchos años y desde entonces doy gracias por ello. Y perdonen pero tengo que dejar de escribir porque el teclado se ha mojado (no sé cómo ha ocurrido) y no funciona bien.

  2. Las amigos de la boticaria son mis amigos…..Carlos….Felicidades, estás en tu casa.

    Bonito regalo, María José, tú debes ser también su mejor amiga.
    Que siempre sintáis lo mismo y sigáis siendo uno para el otro…MVBF.

    Besos apretaos a los dos, ea.

    • Ya me lo ha dejaqdo claro Carlos, me doy por contestada. Hemos comentado los dos a la vez y no lo he leído hasta que no se ha publicado el mío, así que sí, contestada estoy.

      A tí Carlos, decirte, que ya la vamos conociendo y se vislumbra lo que cuentas.

      Apretaos otra vez

  3. Lo has descrito tan bien y con tanto cariño que a mí ya me ha caído bien sin conocerlo, fíjate tú, y es que un tipo capaz de entrar reclamando en una farmacia preservativos con sabor a paella ya tiene varios puntos ganados.
    Así que desde aquí vaya mi felicitación para él, y para ti por ser capaz de mantener a tu lado gente así, algo tendrás y por aquí desde luego algo se intuye.
    Besos a los dos

  4. Felicidades a los dos, a Carlos por su cumpleaños y a tí por ese amigo que es un tesoro, aunque tú no te quedas atrás, eh!!
    Besines

  5. yo tengo un “Carlos”, sé de lo que hablas.. y me has enternecido pajaruela!! jajajajaj.. sentir tanta amistad por alguien es algo que merece la pena y mucho. así que mi enhorabuena a ambos por teneros!! seguir disfrutando!!! un besico!

  6. Pues felicidades a Carlos y un premio a su originalidad por pedir los preservativos sabor paella (pa-ella). Y un besazo para ti que se te nota que se te cae la baba con tu colega.

    Besos!

  7. ohhh qué bonito Boticaria. Creo que ya había oído de Carlos, no es el que te acompañó al Leroy Merlin y luego le quitabas méritos???, jejejeje.
    Qué bonita y necesaria es la amistad.
    Un beso

  8. Tienes razon Carlos es muy buena gente. De lo que estoy segura es que sereis amigos para siempre, de lo cual me alegro, es muy importante tener amigos con lo que poder contar siempre. Yo intento rodearme de gente buena, claro esta con sus virtudes y defectos, porque perfecto no hay nadie, por supuesto yo, tampoco. Por cierto a ver si consigues que no ponga tantos peros cuando salgo, poquisimas veces, sin El. besitos

  9. No sé si para llorar a lágrima viva, pero para soltar una lagrimilla sí ha estado la cosa. Tiene que ser chulo que alguien escriba una cosa así de ti. Y tenía que ser esta jodía boticaria que se nos ha metido a todos en el bolsillo.
    Felicidades a los dos por esa amistad tan bonita e inquebrantable.
    Estoy seguro, Ana, de que el hecho de ser un poco posesivo nace del cariño que te tiene. Quizá si algún día no le importa en absoluto que salgas sin él te preocupes. De nada, Carlos.
    Besos y abrazos. Que cada cual coja lo que le cumpla.

  10. Precioso “alegato” en favor de amistades antiguas e “irrompibles”. Cualquiera, objeto de esa amistad, estaría flotando al leer este post.
    Nuestra enhorabuena a los dos y mantened por siempre esa maravillosa relación.
    Besazos.

  11. Sí alguien es capaz de describir así a una persona, es que es realmente buena persona.
    Felicidades al que los cumple, y a la que lo escribe.

  12. La que regala y describe, se describe a sí misma describiendo su regalo.
    Los dos sois muy afortunados por teneros. Un mejor amigo es el mejor regalo.
    Besazo y felicidades atrasadas.

  13. Pues nada, muchas felicidades para Carlos, que debe ser mu majo para tener a una amiga como la propietaria de este blog.

    Y muchas felicidades a ti por este amigo.

    Y da las gracias a tu marido por tener un retío o reprimo (ya me he perdido) como Carlos y conocerlo.

  14. Oye, pues me sumo a las felicitaciones para Carlos, aunque sea con retraso 🙂
    Y felicidades a ti por ese amigo estupendo, que además es la leche por lo que relatas jejeje
    Besos

  15. María José, tener un tan very amigo y sobre todo conservarlo, es un gustazo; alguien que permanezca a tu lado, generación tras generación, siendo testigo de todos los acontecimientos de tu vida, tan en primer plano… ¡enhorabiuena por esa amistad que os une y por el divertido relato que nos has contado!!
    ¡Pensé que seguías “de baja” pero me alegro muuuucho de que no sea así!!!

    Un besito grande,
    Marta (“Sweet & Home la Vida es Dulce”).

  16. Que preciosidad de felicitación. Me uno a ella y te deseo el mejor cumpleaños porque ya tienes los mejores amigos. Un abrazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s