Inicio » anécdotas de botica » Cosas de botica

Cosas de botica

Imaginemos una situación hipotética:

Es el aniversario del primer día que tu marido y tú os cogísteis de la mano y piensas celebrarlo preparándole una romántica cena a base de solomillo de cerdo ibérico al aroma de trufa encebollada con chutney de melón chino, y te dispones a hacer rico al señor Roig yendo a por uno de esos solomillos que tiene a tu disposición en la sección de Cárnicos.

Una vez hechas las compras, metes la bolsa en el maletero y te vas a casa a prepararlo, porque mañana le vas a hacer a tu churri una cena que se va a chupar los dedos.

Peeero, resulta que tu marido es un romántico de tomo y lomo (que me digan a mí dónde hay un especímen de ésos) y cuando llega a casa por la noche te sorprende con un viajecito de fin de semana en Roma para celebrar tamaño acontecimiento.

Ante tal alegría, dejas el solomillo en el frigorífico, pensando que a la vuelta aunque sea lo haces filetitos y le das vuelta y vuelta. Bien.

Disfrutas tu fin de semana en Roma, pero, casualidades de la vida, hay huelga de aviones, y tú no puedes regresar a casa hasta una semana después de lo previsto. No pasa nada, unas vacaciones no le vienen nunca mal a nadie, eso que te has encontrado. Bien de nuevo.

Cuando llegas a casa, descubres que el solomillo que con tanto amor compraste la semana anterior, no se encuentra en las mejores condiciones para consumir. Entonces te planteas dos opciones:

A. Tirar el solomillo a la basura, o en su defecto, si tienes perro, le das una alegría.

B. Acercarte al Mercadona, que te has quedado sin leche, y de paso la compras, y llevarle el solomillo a la amable cajera, diciéndole que sintiéndolo mucho, no lo pudiste consumir a tiempo, y se te ha puesto malo. Que si hace el favor de cambiártelo por uno fresco.

Si los que estáis leyendo esto tenéis dos dedos de frente, veréis que es obvio que la opción válida es la A, y ni se os pasaría por la cabeza usar la opción B, ¿verdad?

Entonces, ¿POR QUÉ? Mother-of-the-beautiful-love, ¿POR QUÉ?, vuelvo a repetir, si esto nos parece tan descabellado, no pensamos así cuando se trata de devolver una caja de parches de nicotina que nos llevamos hace dos años con el loable fin de dejar de fumar, pero viendo que no tenemos suficiente voluntad, lo vamos dejando, dejando, hasta que la caja está a punto de caducar y entonces vamos a la farmacia y le decimos a la atractiva, amable y simpática boticaria que si nos la cambia por una que tenga la fecha buena…….. Es lo mismo que os he contado de la carne. Y sin embargo, eso parece una aberración, pero en la farmacia parece que todo está permitido. Os juro que es completamente verídico (lo de los parches, no lo de la carne, obviously). Por supuesto, no se los cambié, eso hubiera supuesto que le hubiera pagado yo el tratamiento para dejar de fumar, y ya bastante tengo con haber dejado yo….ya me costó bastante.

Y cambiando de tema, pero siguiendo con la comida, os voy a poner los últimos enlaces del blog de mi nena, que últimamente tengo esta faceta de promoción publicitaria un poco abandonada. Son el desayuno y la tarta del día de mi cumpleaños. Os recomiendo que antes de clicar el enlace os pertechéis convenientemente de pañuelos o servilletas que luego no quiero que me pidáis daños y perjuicios por las babas que os puedan caer en el teclado. Avisados quedáis. (Y no olvidéis que si tenéis cualquier problema con el inglés de la receta nos podéis consultar y os la mandamos en español)

¡Que tengais un estupendo fin de semana!

Anuncios

31 pensamientos en “Cosas de botica

  1. Mother of the love beautiful!!!! Me ha dejado loca!!!! Jajaja!!!!
    Buen finde!!!! Nosotras nos vamos a los madrileños a desconectar …..

    Me parece que tienes unas cuantas anécdotas que contar mas……

    Es q los farmacéuticos sois unos rancios!!!!! Y no nos entendís a los del pueblo!!!!!

    Lola

    • La frase no es mía, la leí en un blog que se llama “El invitado de invierno”, y me hizo muchísima gracia.
      Qué te voy a contar yo de anécdotas de botica que tú no sepas, guapa.
      Haré una serie de post. Este ha sido el comienzo…
      Que lo paséis bien por los madriles.

  2. jajjajajajjjajaj me meoooooo….
    oye pues yo creo que tengo por ahi una caja de preservativos de antes de que mi marido se hiciera la vasectomía…y si se los llevo a la botica y me reembolse…que están sin estrenar ni caducar, jajajjajajjaja.
    Es que hay que ser muy malage…

  3. Jajaja, lo que no te pase a tí…..
    Me encanta la forma en la que has contado las vicisitudes del aniversario “del día en que os cogísteis de la mano”, que digo yo, ¿no habrá otra fecha parecida pero por otra cosa, No?… sería un no parar de tirar solomillos…jajaja, pero bueno, por lo menos a cambio del importe del solomillo, te has sacado un viajecito que no veas.

    Yo ya no mancho el teclado, porque me he comprado en el chino, un babero “chaqueta” que me cubre todita, lo uso cada vez que entro a ver a Consuelito.

    Muchos besos apretaos, María José

  4. Jo, Mª José, qué buenos momentos nos haces pasar. Esas anécdotas “farmacéuticas”, de verdad que son verdad??? Desde luego hay gente pa tó…, ja, ja, jaaa.
    Ah!! Conocemos la frase y conocemos el blog que citas, fantástico, por otro lado…
    Ahora nos damos una vuelta por el blog de la nena que siempre nos sorprende gratamente.
    Un besito, guapetona.

  5. jajajaja No hay como estar de cara al público para darse cuenta de lo que hay corriendo por las calles. Además llegan y te lo dicen todos cargados de razón, que te entran ganas de sentarlos y ponerte como en Barrio Sésamo: cerca….lejos…. 😛
    Al final te das cuenta de que lo que hay es muchísimo morro.
    Inaugura una sección porque va a tener un éxito enorme, ya lo verás.
    Besazo y gracias de nuevo hermosa.

  6. Acaba de borrarse de mi memoria lo que te iba a comentar, ha sido pinchar los enlaces de las recetas de tu hija y… ¡pues que me ha vuelto a entrar hambre de golpe! 🙂

    A ver, a ver, que me vuelvo a centrar, jeejje
    Creo que hay quién se hace el tonto, y si cuela, cuela.
    Será un placer leer la nueva sección, promete!!

    Besitos y feliz finde.

  7. Jajaja. No me lo puedo creer! La gente le echa un morro al asunto que es para flipar. Si llegan a ser preservativos te lo hace igual y te responsabiliza de no haber podido darles uso.
    Vas a tener que poner un cartel de aviso en la farmacia, así tipo bar.
    A mí que el otro día el queso rallado del Mercadona me llegó malo y con fecha para el 2014 y por pereza no fui a cambiarlo…
    Besitos

  8. Ayyyyyy como te entiendo….y por supuesto te creo….te creo de principio a fin…yo no soy boticaria pero trabajo con público y podría escribir un libro con experiencias que parecen sacadas de una película de ciencia ficción….la gente somos como agujeros y algunos sumamente profundos y oscuros jajjajjajjajjaj
    Un abrazo enorme….y de paso una cafiaspirina que me duele el cabezón por favor..muakkkkkkkkkkkkkkkkk con todas mis alitassssss

    • Yo opino que trabajar de cara al público tendría que ser como la mili antiguamente, obligatoria durante 3 mesecicos, para que todo el mundo supiera lo que es estar detrás de un mostrador. Pero aún así, hay gente que tiene un negocio y se comporta igualmente con un morro impresionante. Es lo que hay.
      Besitos alados.

  9. Mother-of-the-beautiful-love!!! Como me gustan estas expresiones traducidas XD XD me parto con la gente, qué jetaza que tienen y lo que debes de flipar en la botica jajajajajajaj

    Voy a desayunar fuerte antes de hacer la visita conveniente a tu hija, porque si no me deprimo más hoy lunes.
    Besos y feliz aniversario!

    • Me encantó esa frase cuando la vi en el blog El invitado de invierno, y le pedí permiso para usarla. Yo soy más de “From lost to the river”….
      ¿Has desayunado? Porque cuando veas el brunch de mi cumpleaños te da algo. Jaja.
      Un beso.

  10. Me encanta! jajaja, primero lo de “Mother of the love beautiful”, me meo! Y no me la apropio porque me parece que sería echarle el mismo morro que el de la caja de los parches. Realmente la peña se piensa que se pueden hacer esas cosas? A mí me pasa igual…No se me ocurre ir a protestar porque haya algo en semi-mal estado ya que siempre pueden decirme que ha sido cosa mía y se me cae la cara de vergüenza. Por lo único que he protestado ha sido por revisar las supuestas ofertas del Carrefour que luego te das cuenta de que te están dando gato por libre. Ahí sí que voy a destajo. Pero in situ y demostrándolo.

    Un beso!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s